HOY DECORO YO…..

Sofá de Westwing. “Hogar es donde habita el corazón.”

Coge la rueda de de color y vamos a dar rienda suelta a nuestra imaginación. Vamos a redecorar el salón de tu casa. Es una estancia con poca luz, aunque tiene dos ventanas grandes pero el porche impide el paso de gran parte de la claridad.

Queremos darle más vida, por lo que hemos de elegir un color claro que sea elegante y luminoso. A ti te gustan los colores cálidos pero vamos a salir de tu zona de confort y vamos a elegir un azul casi blanco con un subtono grisáceo. Este color, aunque frío, nos aportará luz que es lo que pretendemos.

La sala tiene techos altos por lo que vamos a añadir un toque de distinción colocando molduras blancas en las paredes que ofrecerán elegancia a la vez que calidez.

Una vez pintadas las paredes vamos a recolocar muebles. Quitaremos algunos de los actuales y daremos protagonismo a una alacena antigua, que compraste en un rastro y que pintaremos en un blanco roto de manera desigual para que tenga el aspecto de un mueble estilo provenzal-francés.

Cambiaremos el sofá, está muy deteriorado, y colocaremos uno de tres plazas con cheslong en color rosa maquillaje y de fibra a prueba de manchas.

La mesita del café será sustituida por una mesa grande cuadrada confeccionada con madera de Punggal Buaya de Bali que compraste en una tienda especializada en este país. En ella se puede apreciar el veteado de la madera y es una verdadera obra de arte. Cómo mesita supletoria en un lado del sofá, otra mesita estilo provenzal-francés adquirida en un mercadillo de antigüedades.

Una obra de arte…

La sala es amplia y vamos a aprovechar ésto para dedicar el rincón bajo el ventanal cómo rincón de lectura. Allí hay una librería de color blanco repleta de tomos. Colocaremos un sillón antiguo pero retapizado, una lámpara de pie de Ikea, y un butacón pequeño de posapiés.

Por supuesto elegiremos cogines  con colores acordes al sofá y que añadan aún más la calidez que buscamos.

La làmpara de la mesita auxiliar es una lámpara con pie de madera veteada clara y tulipa en color blanco roto.

En la pared del sofá pondremos dieciséis fotografías en blanco y negro, una al lado de las otras con un marco pequeño dorado, y colocadas cuatro por cuatro.

Láminas de Desenio.

El efecto es maravilloso a la vez que elegante. También hace el espacio hogareño porque vestir las paredes con fotografías de quien vive en la casa, muestra hogar.

Cortinas en blanco suave y corridas a los lados para dejar pasar la luz y que se pueda apreciar el paisaje.

Por último una alfombra que cubra toda la zona del sofá en color crudo pero con unas betas casi imperceptibles en negro.

En frente del sofá hay un pequeño mueble de madera de nogal antigüa que tienes desde hace veinte años y cômo todo lo que es atemporal, sigue siendo perfecto.

Los puntos de luz son las dos lámparas auxiliares y alógenos en el techo.

El lema “menos es más” también se aplica a la decoración. Nuestro hogar es nuestro templo y hemos de hacerlo nuestro.

Publicado por El mundo de Aylin.

He aprendido a disfrutar con las cosas pequeñas y con las buenas personas que me rodean.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: