Publicado en Entretenimiento

No es oro todo lo que reluce.

No todo lo que reluce es oro. Para ti que te comparas con otros y te crees inferior, te digo que aunque tú no los veas no todo es tan bonito cómo lo pintan.

Pero si es oro todo lo que reluce alégrate por el otro y no intentes comparar tu vida con la suya.

Cada vida es única y cada persona tiene miedos, tiene épocas tristes, complejos o inseguridades. La diferencia está en que muchos no lo demuestran y otros se aceptan tal y cómo son.

A las personas malvadas de corazón no las cuento porque no quiero que estén por aquí pero a todas las demás afirmaros que todos, absolutamente todos tenemos las mismas sensaciones básicas. No hay nadie que no tenga en ciertos momentos inseguridad, ni hay nadie que le guste todo de su persona, no hay nadie que no tenga defectos y no hay nadie que alguna vez haya querido tirar la toalla.

Pero a pesar de todos estos contratiempos o hándicaps hay seres de luz que todo lo ven con los ojos del positivismo, con los ojos de la autocrítica y de la auto analización de su yo interior y quizás son más dados a aceptar sus miedos y potenciar sus virtudes. Esas personas son las que marcan la diferencia.

Compararse continuamente con la vida de otros, con los cuerpos de otros es malo para todos nosotros. Además, seamos sinceros, la gente a la que podemos admirar no es gente milagrosa, si tienen buenos cuerpos quizás se los trabajan, si tienen buena figura quizás comen mejor, si han sido afortunados con sus trabajos es quizás porque se han lanzado sin red a cumplir sus sueños y si nosotros nos negamos a arriesgar muy díficil lo tenemos para conseguir aquello que vemos en otros.

También somos muy dados a señalar con el dedo al prójimo por la suerte que ha tenido y tampoco es del todo cierto, cómo dijo William Shakespeare “el destino reparte las cartas pero tú las juegas” y es que aunque el destino , la suerte o la casualidad te traen cosas positivas si no las valoras y las sabes manejar serán pan para hoy y hambre para mañana.

Si tenéis la dicha de encontraros con una puerta abierta cruzadla porque ahí puede estar aquello que valoráis en otros. Si queréis tener un cuerpo cómo el que admiráis haced todo lo necesario. Solemos poner la mirada en los resultados pero obviamos los procesos andados hasta el fin porque, a veces, somos de los que queremos que nos lo den todo hecho y amigos míos eso no va así.

Por otra parte también hay que tener en cuenta otro factor: la mentira. Muchas son las personas que muestran todo aquello que no son. Estas personas, maestras del engaño, nos enseñan aspectos de sus vidas o sus personalidades que son totalmente fake y sólo lo hacen para dar envidia porque en el fondo saben que si no nos muestran voluptuosamente sus hazañas la gente ni les presta atención.

TÚ ERES ÚNICO, NO LO OLVIDES NUNCA.

E. M§

Respeta para que te respeten, no juzgues porque nadie está en los zapatos de nadie y no hagas a los demás lo que no te gusta que te hagan a ti.

Autor:

He aprendido a disfrutar con las cosas pequeñas y con las buenas personas que me rodean.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s